...
Socio del proyecto Rutas culturales Europeas

Bélgica Arlon

Socio del proyecto Rutas culturales Europeas

Se puede afirmar con certeza que Arlon está  entre las ciudades más antiguas de Bélgica. Su situación  deriva de la ubicación en el cruce de dos importantes  vías romanas: la vía  de Metz a Tongeren y la vía  de Reims a Trier. Esta "posición de cruce de vías " fue la causa  del desarrollo económico de Arlon y de por qué la localidad prosperó durante los primeros tres siglos de nuestra era. Muchos testimonios  arqueológicos nos permiten conocer este rico período de desarrollo.

El asentamiento se extendía sobre una gran zona a ambos lados del río Semois, así como sobre la ladera sur de la colina. Al final del Bajo Imperio Romano (finales del siglo III a principios del siglo IV), la Galia fue invadida por las tribus germánicas. Los romanos reaccionaron con una gran  campaña de construcción de fortificaciones alrededor de los principales asentamientos. En Arlon, el ejército romano decidió limitar la fortificación a la cima, en vez de al  vicus situado en el valle Semois. Este castrum sirvió como refugio de los ataques. Las murallas fortificadas fueron construidas con materiales encontrados en cementerios destruidos y monumentos civiles que fueron desmantelados. Estos enormes bloques de piedra arenisca fueron utilizados en los cimientos de la muralla. Esta es la razón por la cual tantos fragmentos esculpidos de monumentos funerarios y civiles han sobrevivido hasta ahora. La mayoría de estas piedras galo-romanas se encontraron durante las obras de construcción en sótanos o durante la construcción de nuevos edificios en los alrededores inmediatos de la antigua muralla romana.

El Museo Arqueológico de Arlon alberga una de las colecciones más ricas de artefactos en Bélgica. Hay muchos artefactos de la época galo-romana, incluyendo muchas esculturas, además de lápidas, cerámica, joyas, armas y fragmentos tallados. Estos proporcionan  una visión detallada de la vida cotidiana en la época galo-romana. Es un tesoro arqueológico fabuloso que sumerge a los visitantes en el antiguo pasado de la región de Arlon.

Comparte